Archives

Pobre, Feo & Elegante III



A la venta en Buenos Aires por correo privado a
nenetentamarindo@gmail.com
livsch@gmail.com

A Daniela Zahra, en su cumpleaños

"La gente nuestra ¿Es como que se vuelve loca? Son las letras yo creo. Me gustaría que escribieses sobre eso"

Ya no podría contar cuantas veces me senté enfrente de una pantalla, enfrente de mi cuaderno, en un pasillo, en la calle o en una escalera para escribir sobre Mujercitas Terror. Esta vez deje mis anotaciones en Buenos Aires así que me sirvo de mi memoria, la cual se acomoda y extiende sus brazos a mi merced, como una amiga invisible que narra su cuento en voz pasiva.

Hoy es una ocasión especial y hago trampa; busco sinónimos en un libro de gramática y uso punto y coma en mi párrafo. Kurt Vonnegut escribió una vez que utilizar punto y coma es inútil, que solo lo hacen los que obtienen una educación universitaria. Pero yo me escape de la universidad (y de la clase de teatro, la de fotografía, la terapia grupal y de mi país) y hasta que cumpla 30 (1) tengo licencia en los signos de puntuación e invocación de escritores fallecidos. Yo leí a Kurt Vonnegut y me reí con los hermanos gemelos Wilbur y Eliza; Daniela conoció a Marcelo y -como ellos- formaron una unión creativa que fue su mejor idea, Mujercitas Terror (2).

Como ocurrió con Carmen Burguess, yo no tuve la fortuna de desmayarme en clase de arte frente a Daniela, pero me quebré en mil partes una noche en el Sexto Cultural, caminando hechizada hacia el escenario y los parlantes para ver que era eso, quien gritaba detrás de una cinta de peligro y un carrito de bebe y quienes eran ellos, los que parecían salidos de una escena de Children of The Corn.

"Esta bueno atormentar a los chicos", leí en una nota que dieron una vez hace seis años, y en el camino pasaron incontables anécdotas de caos y delirio, como si el publico se sumase a un ejercito de inadaptados que se escapan del aula de Educación Diferencial para dibujar las paredes, vestirse con cruces y harapos y corear en nombre del mal y del espanto.

Hoy pensé en la letra de Mujercita Blue desde la cama, busque Excavaciones en un estante y escuche la canción desde el borde del sofá, como quien duda entre arrojarse de cara al vacío o ver el túnel desde el segundo vagón del tren fantasma. Pero yo vi la película de Mujercitas desde el primer vagón y salí herida: Herida de lucidez y entendimiento, agradecida porque los vampiros me mordieron el brazo y encomendaron que contara su historia.

Entre un patio de colegio y una fiesta de guirnaldas espectrales vi el primer disco, las noches en las que alguien cortaba el sonido, las apariciones y bailar descalza, desnuda y alejada de la realidad del trabajo, de los padres, de los exámenes en blanco y de las bandas que miraban al costado y no podían hacer nada contra ellos mas que excluir y desentenderse de una segunda invitación.

Nunca me reí tanto ni fui tan extrañamente feliz como cuando el acople tapaba los pedidos de bajar el volumen, cuando los chicos se pegaban entre si para celebrar su canción preferida o cuando la noche era un rito en donde vestirse bien era ley -aunque nos sangrasen los ojos, los oídos y una mano invisible me aplastase las entrañas preguntándose si llegaría la mañana y donde podría esconderme.

El tiempo se llevo los sótanos y trajo el segundo disco, los recitales bienales de Envidia en lugares cuyos nombres eran solo calle y numero y el publico un holograma en una silla; el reconocimiento por parte de las personas justas, las entidades que recibieron el mensaje y editaron libros de dibujos y cuentos, un segundo disco y un viaje a México.

Quería escribir sobre la preciosa y frágil Daniela, de la que no recuerdo la edad pero si su pelo y sus muñecas de tinta china y su placard de vestidos negros y pedazos de tela para tapar la luz de su habitación, pero me desvié de mi propósito. Aunque lejos conservo el instinto de preservación y otra vez envío este, mi único y mejor regalo en palabras y el deseo de las próximas 10 o 14 canciones.

(1) El número es arbitrario
(2) En mi opinión. Supongo que ellos piensan lo mismo.

In Excelsis III (RX)

Sentada en la mesita sucia de The Italian Store otra vez, con mi paquetito de foto carnet donde el ojeroso Monstruon me pide que intervenga la foto con un parche de pirata o un cuerno de unicornio.

Estoy obsesionada con la estética On the Road de Norteamérica  la de los Hells Angels y Ken Kesey y el heroin chic de los 90's en el pantalon pegado con duck tape de Jennifer Herrema.

El partnership creativo-matrimonial fue para mi la duración de una exhalación violenta y fugaz.

Es verdad que tengo que sentarme a meditar desde ayer y no lo hice, y rompí sin querer la vela que la psíquica me dio pero eso me da una excusa para visitar la santería de Ivy St.


Quiero intervenir una maquina de pachinko con foto carnets de desconocidos y predicciones de buena suerte.

Estados Unidos es un supermercado gigante, como el hermano con gigantismo del resto del mundo, y cada vez que quiero comprar un esmalte hay una colección nueva o un homage a alguna festividad y salgo sin comprar nada y sin pintarme las uñas (cortas, y tengo que dejar de morder el dedo pulgar de mi mano derecha, es un mal habito).

Leo en casa "You Will Die" de Robert Arthur sobre la Iglesia Católico Romana durante el imperio de Constantino en Nueva Roma. Abrazar la fe es un acto de amor, abrazar el catolicismo sin distinguir el mensaje de Jesús de las medidas de la Iglesia para ejercer control -el temor a Dios- es ablepsia; contribuye al viejo orden que nada tiene que ver con 2012.

Pero prefiero volver a las maquinas de pachinko que discutir métodos de coercion conmigo misma.


Se hace tarde y me falta la mitad de un tramite que tengo que enviar por correo para visitar Buenos Aires. Si mi convocatoria para un fanzine feminista no recibe respuestas suficientes voy a publicar memorias bajo un seudónimo y plastificar la tapa con Jane Bowles y la invocación ectoplásmica de Juana de Arco. 




In Excelsis II

Una anotación 

No es posible ser la
novia de alguien que
desea
       la destrucción del cuerpo

Ni del romántico
poco pragmático
atrapado
           en el túnel del tiempo

Ni de Satan en un
telecable de corriente
alterna

         Ni del tatuaje ruso
         y la lengua Stone

Ni de mi misma cuando me
         odio ni de la
figura camuflada en Dios

Y por ello doy gracias
porque no tengo nada
         ahora y me quite


de encima años de memoria
sin significado

y el corazón salvaje indio
piensa en mí desde
el plano astral mi destino
en código Morse

In Excelsis I

Obama gano las elecciones y un señor pago mi bagel en Starbucks.
Después me contó algo de un amigo español que no entendí, pero sonreí igual.

Ayer hable con D.F por G-Talk y me pregunto que había estado haciendo este tiempo. "Leo mucho, trabajo, salgo a caminar" respondí, y no me sentí culpable.

Me gusta mi trabajo en la cafetería aunque me deja cansada y paga mal. Me gustaría tener mi propio negocio en Buenos Aires en un punto oscuro entre San Telmo o la cortada de Avenida Rivadavia enfrente al Parque. Qué daría por conseguir un departamento en esa calle y escribir folletines hasta volverme muda.

Leonardo Favio nos dejó esta semana y con el se fue una parte de la memoria de una Buenos Aires que ya no existe, la de los malandrines y cuchillos escondidos en el traje, la de las prostitutas con perfume barato de lavanda; la que se construía lentamente para nosotros.

En una entrevista leí que el camino hacia su carrera comenzó por necesidad: La necesidad de no trabajar. Movido por ello lo intento todo. A esa causa original probablemente deba gran parte de su talento, el arte alimentado por una noción pura y romántica (romance como solo Buenos Aires puede proveer) y un corazón de delincuente juvenil.

Con esto digo adiós a mi querido Leonardo Favio.

Las palabras se imprimen en mi nuevo diario mientras un perrito gris pone su cabeza en mi pie demandando atención en el patio estacionamiento que elegí para sentarme a escribir, porque veo Norteamérica a través de los ojos de sus autos y de las tazas de café descartable -tan impersonales-: Existo en mis palabras y solo podría acceder a mi el poseedor de un tercer ojo, se diluye la materia y estoy aquí in espíritu en mi propia ceremonia.    

Amenaza Menor (†)

Por Ana Valeria Khatchikian

Amenza Menor. Siempre lo escribo así, Amenza Menor, me falta la A después de la N.

-Ana, podés dejar de escribir Amenza, es A-m-e-n-a-z-a.


Iba a escribir sobre otras bandas de acá, Epiref o Gelatina Club, pero tu ausencia se merece unas palabras. Citando a Liv que dijo: Escribí sobre AM, todos quieren saber.


Para empezar AM no existe más, fue una calentura en grupo en el verano de 2010; nos calentamos con sintes y cajas de ritmos. Tenía una Roland ddr 505, Luisma se había comprado un Yamaha cs-10 de 1981. Encontré en Mercado Libre un viejo amante del rock sinfónico y su teclado/sinte digital Casio 3100.

Nos llamábamos Manboobs o Ginecomastia, pero apareció Nenet con su amor al Hardcore y sugirió Amenza Menor (Minor Threat); en realidad ése era el nombre de nuestro proyecto folk/queja cotidiana. Luisma al principio aportó las baterías electrónicas (siendo a mi criterio el mejor batero de Buenos Aires), yo hacía bajos y melodías y Nenet puso su voz grave y dulce y una cajita Kaos pad que hacía wiiiiiii boooooooooooowiiiiii.
 

Nuestras influencias o inspiraciones: Fad Gadget, And One, sintes, cassettess, Plaza Once, Aphex Twin, Sebastian Tellier, que sé yo, Alphaville, cualquier tema con sintes, The Vanishing.

Nos juntábamos en mi ex casa de Palermo, donde ahora viven otras personas que pintaron las paredes de blanco. Debajo había un mural, pero lo taparon muy bien con blanco. En el living, entre gatos curiosos y sillones rajuñados, tocábamos. Yo no sé tocar el teclado, así que intentaba imitar las manos de algún pianista en youtube o sacar un tema de The Cramps.

En ese tiempo comentábamos acerca de autores fallecidos y libros de magia, cenábamos en la cama y salíamos a gastar el poco dinero que teníamos en gin tonics y hamburguesas gigantes con papas fritas y ketchup, o lo que es peor, sandwiches de falafel que se convirtieron en el ritual obligado post ensayo.

Una noche, Nenet y yo escribimos las letras de Crowley y Noviazgo de Merca. En el afán de tocar en vivo y grabar un EP, le siguieron Carola y L55.


Luisma apareció con una Akai xr 20, caja de ritmos con bajos y listo, empezamos la masturbación en grupo. Claro, mi depto. ofrecía muchas distracciones: la cocina, hacerse un café o té, la compu, el sillón y así no se podía ensayar. 

–Necesitamos una sala de ensayo. Un lugar donde sólo toquemos 2 o 3 horas y no nos distraigamos. Buscamos, no había. Pero estaba la fábrica en San Telmo (Av. Belgrano y Perú), un sótano en planta baja semi facultad UBA con artistas hippies pintando sus contemplaciones privadas del mundo y restos de una fábrica de ropa. 

En unas horas Lui encontró tablones de madera y con su súper taladro agujereó los pisos y construyó unos paneles que nos aportaban privacidad a medias. Tenía una puerta de western, pero no teníamos techo. Teníamos un cuero de vaca y posters en las paredes. En un baúl de plástico metalizado guardábamos todo lo necesario, 900 cables y pilas y adaptadores y nos conectábamos a una zapatilla sobrecargada.


No sabemos qué pasó, pero pienso que la fábrica tenía fantasmas y nos poseyeron, diluyendo nuestra calentura y amor por el proyecto. Pasaban las semanas y nadie quería viajar hasta San Telmo o enchufar mil equipos.

Entonces, una tarde de garúa por Avenida Belgrano nos sentamos en un bar que sólo tenía empanadas de carne de ayer, 2 medialunas de grasa y dijimos de no seguir.

Pero ustedes tienen la suerte de escuchar los temas que se grabaron en una porta estudio con Facundo Aguirre en el 2011.

www.amenazamenor.bandcamp.com

Phranc

Dear Rejected,

Estoy escuchando una banda new weird america -o a esta altura, whatever- mientras mi tostada con huevo espera en la mesita y luego al gimnasio a levantar some heavy shit.

Me interesa MUCHO ese libro del que me contás, and God knows how much I love the victorian era even if they were fuckers with very strict moral principles and clothes that made the ladies gasp for air, and your parents chose who would get to be your husband.

Estoy emocionada tanto como tu dices por mi vuelta al college, aunque voy a tener que cursar uno o dos años en identity-less community college antes de poder aplicar a uno de esos lesbian-friendly schools I told you about. Las women-only institutions are also expensive and prestigious, so my chances are good but not 100% sure as kids with a trust fund.

Gender Studies es el 7th Heaven, y me apena que no exista tal cosa en Argentina, le haría mucho bien a la societe en general, but then again, Cristina, Macri, el debate del aborto legal. I think we might get there, and as I thought when I left the country, I would come back and be all educated and progre y podemos celebrar la diversidad sexual y la poesía envueltos en foil y escuchando compilados de música electrónica de la Republica Checa.

Our mutual friend, lost boy is ok and as usual she spent her birthday with some of her family and boyfriend, non boyfriend, acompañante casual de quien ya sabes el nombre.

Ayer fui a la biblioteque a devolver 1Q84 y la novela The Newlyweds (algo del personaje masculino me resultó irritante, no llegue a terminar de leerla y si no la devolvía on time tendría que pagar fines), encontré las cartas de William S. Burroughs y un libro llamado "Straight: The Surprinsingly Short History Of Heterosexuality". You should read it. Leí algunas paginas de Burroughs ayer a la noche and he's all about

DONT DO MUSHROOMS DONT DO ALLUCINOGENS SEND SOME MESCALINE I MIGHT GO BACK TO NYC SOON CHICAGO REVIEW NAKED LUNCH MUCHACHO MEXICANO GO TO PERU FIND YAGE ALLEN WHO AM IM, ETC

I love correspondences but its intimate ground, and a lot of its personal codes, people, but I found out William wasn't the one who invented cut up, but merely a practitioner and follower of the method which a friend of his actually crafted by accident. Interesting, right? I also read an interview with Bob Dylan on a magazine and

HE'S 71

Can you believe that? He worries about his music and his clothes and I wonder how does it feel

to be like a Rolling Stone? Soñe que el cantante de los Redondos me mordía y escupía sangre falsa en mi boca y yo deseaba convertirme en héroe popular por ello, pero el teatro estaba vacío.

Bob hablo en la entrevista sobre la transfiguración y un chico con su nombre real (Robert Zimmerman) que era presidente de los Hell's Angels y murió en un accidente de moto en el mismo año que el tuvo su accidente de moto, y ante la pregunta del periodista sobre la transfiguración respondió: You find out. I gave you the name of the book. You figure it out.

So smart. Yo quiero una moto Triumph como la de Dylan pero si sobrevive el embrujo folk I might have an accident and woke up being a jewish song writer.

Baby, you got to learn how to love yourself. At least to rise above the Hate level.

I'm sure that you're talking about love but it doesnt seem likely to happen, and not because of the reason you mention. When I wake up without hating myself I actually feel el amor universal del que hable cuando tome esa droga en el verano. And then I write letters via e-mail like this one and go back to thinking about being a writer

which is all that matters to me.

Mas sobre esto and emotional support via Skype, coming soon, I'll try to make it at Three PM.

Mangiati Vivi!

Sent from my iPhone (sic)

I hope you are feeling better and de-presurized (thats not even a word, not at all).


I am listening to some sick tunes by The Brianjonestown Massacre and some other things I found on someone's You Tube channel. There was a year of my life in which every night I went to bed listening to devious space rock, Spacemen 3 and Axito, an album by a local band named Travesti.

But then again that year of my life I was very sick, and kept myself hidden under a fur coat or a really
heavy black sailor coat.

I guess now I am just telling you random facts that the music is bringing back to my brain, like waves.


Anyway, that wasn't the point. The point is I understand your non-time availability a hundred per cent,
and I don't resent it, or condemn it, nor your credibility has decreased in my world.

The important thing behind this e-mail is that we should party this weekend.

We should party this weekend. Or soon.

I like you and Richard because you -and him- are not afraid to speak

whenever or whatever you feel like saying. And that is something extremely valuable.




Lieber Herr Yourself:

Vielen Dank für deinen Brief.

Über den Schmerz, Schmerz ist relativ. Dies ist wahrscheinlich das Schlimmste, E-Mail zu schreiben, weil nicht wissen deutschen Einsatz Google Translator.
Deutsch Sprache klingt großartig in den Filmen.

Vor kurzem habe ich davon geträumt, dass ich in der Welt fiel und nicht wissen, wie, um zurückzukehren. Ich fühle mich so weit und warum ich schreibe, weil es mein Favorit ist und du bist mein Freund. Ich möchte auch ein Paar Schuhe mit Zeichnungen von Augen haben.

Ich denke, Amerika existiert nur in der Phantasie. Ich denke, den Rest der Welt vorstellt Vereinigten Staaten und somit existiert. USA könnte ein Einkaufszentrum in einer Schachtel in einer Walnuss in der kollektiven Vorstellung sein. Könnte mehr darüber schreiben, aber jetzt ziehe ich Ihnen sagen, als ob wir in Echtzeit redeten.

Glad erfunden haben Computer und ich kann auf Deutsch schreiben.

Ich glaube, in diesem Leben werde ich die heilige Narr sein, und ich glaube nicht an die Liebe glauben. Meine Jugend Wut und mehr Bücher kaufen. Und Boxen.
Heute kaufen Boxen, weil ich zu trauern wollte. Und reinigen meinem Haus.

Du bist mein lieber Freund, auch so weit.
Ich hoffe, dass kein Deutscher jemals lesen Sie diese E-Mail. Ist selbst eine Komödie. Oder man des Terrors.

Küsse

Paranoia Candy Blues

Una vez, en el año 2004, tome el tren en Constitución y me baje en la estación Berazategui. Camine cuatro o cinco cuadras, sin saber para que lado estaba la calle a la que tenia que ir, y vi del otro lado de la estación una pared pintada que ocupaba toda la cuadra.

"Esa pared la pinte yo, con mis amigos" Me había dicho el por Messenger "Cuando la veas anda para ese lado pero de la otra calle".

Camine otra vez y encontré miradas hostiles de parte de algunos vecinos. Hacia calor y me miraban desde atrás de las típicas rejas del conurbano, de casas con techos de chapa y ladrillos como fuertes chiquitos llenos de odio de clase e indiferencia.

"La plata cambia todo", escuche una vez, pero yo no la tenia ni la tengo ahora en mayor o menor medida que la mayor parte de los habitante de este y el otro país.

Llegue a su casa y salio a recibirme, con el pelo revuelto, entre batido y en punta como un video de Visage y con ropa de skater, yo con una pollera que me había prestado mi compañera de banda y una camisa rosada de feria. La feria era un secreto bien guardado entre cuatro o cinco personas de la escuela y cuando un chico me dijo donde quedaba sus amigas se enojaron con el, ese enojo de celos de club que abunda desde los 15 a los 35. En todo caso, yo fui y cambie una camisa a cuadros por la camisa rosada y un sweater de lana gruesa que parecía un pompón insoportable.

Me hizo entrar casi cubriéndome con sus brazos flacos y me explico que en la casa de al lado vivía su ex novia y su familia, como todas las familias de ciudad chica, vigilaban todo con cara de perro para después esparcir el rumor en las calles vecinas.

Señalo su cuarto, con una cama marinera de madera y las paredes escritas con birome, el skate tirado y algún poster y contó la historia de algún hermano desaparecido o muerto. Como en una novela japonesa, uno de los protagonistas tiene un hermano muerto, una madre ausente y una comida simple. La chica, también de pueblo, pertenece a la ciencia ficción, como un culto mezcla de victoriano, cyberpunk e industrial.

Nos sentamos en un sillón beige en el living donde la calefacción estaba demasiado alta para la estación, y no supe que hacer. El tampoco. Hablamos de la música que nos unía. Hablamos muy poco y hoy solo recuerdo que a veces le gustaba vestirse con la ropa y los cosméticos de su hermana enfrente del espejo y escuchar The Doors, y bailar. La idea me pareció muy linda y es el mejor recuerdo que tengo de el.

Vimos una película ridícula en un canal nacional, "El Duro", con Patrick Swayze y doblada al español. El Duro era un mercenario o un ex policía que repartía golpes y partía sillas en el clásico guion de sed de venganza yanqui. Que se yo. Creo que en ingles se llama "Roadhouse" y se convirtió en un clásico del cine B.

La calefacción me hacia mal pero casi muda, no dije mucho, me dio sueño y casi me quede dormida en el sillón. Un rato después nos saludamos y camine de vuelta a la estación.

Hablamos por Messenger un par de veces mas y cuando me fui de vacaciones el me mando una foto con un peinado distinto, sosteniendo un osito de peluche maltrecho.

Cuando volví, me llamo por teléfono a horarios muy tarde a la noche e hizo enojar a mis padres. No me acuerdo por que dejamos de hablar, pero supongo que algo en mi mente me hizo dar cuenta que era mejor separarnos, aunque no había pasado nada que nos uniese mas que la fantasía, los discos, la adolescencia.

Hoy escucho uno de esos discos y escribo esto, porque perdí su dirección, su mail, su apellido, como pasa cuando superas la veintena y ya no es tan fácil decir Hola. Y es mejor así.

 
Though I walk through the valley of the shadow of death, I shall not fear, because you are with me.

Psalm 23
En la Norteamérica de
mis sueños viajo a Massachusetts
y en Lowell
encuentro al fantasma
de Ti Jean hecho de niebla
que me habla del
Dharma y de la
vida del leñador en
la montaña, del burro
atado que es Buda, de
las chicas de Iowa y el
vino dulce de tokay,
de la tristeza y los
trenes y las calles de
San Francisco en los
50's y el ritmo del jazz
y la segregación racial
Dejo de cumplir años
congelada entre
la I-95 y la boca
del Diablo en Jersey
Peregrino con los colonos
de Croaton Sacrificio
humano en Baton Rouge
mi cabeza sonriente
en un palo en el
Golfo de México


En la Buenos Aires
de mis sueños 
sentados en
la puerta del Hotel
Unique en un banco de concreto
La puerta dorada se
abre un botones con
galera mira en el Arteplex
resuena el eco de la estación
Carlos Pellegrini
Butacas que prometen
cine francés cine
mudo amor adolescente
Imperio Insular
me voy de la sala antes del
final de la función de
medianoche
Los muebles Luis XVI
del vestíbulo Jarrón
con orquídeas enanas
Almohadas de pluma y
sabanas incorruptas de
400 hilos Podemos
entrar sin dinero
ni reserva subir
hasta el piso 14 Nos
sirven café en un espejo en
Bandeja de plata

Greg Ginn @ Paperhouse


o "Papá se colo una pepa en el living"

"Greg Ginn toca gratis hoy a las 8" leo en Facebook. Es martes, y el creador de Black Flag toca a menos de media hora de casa.

Tomo el subte a Takoma Park, contenta porque recibí el mensaje de mi amigo a tiempo para tirar el libro de SAT, ponerme las botas y salir.

Un tercero nos pasa a buscar y en el camino veo casas de ladrillo y un conglomerado de edificios con detalles art deco. Pasamos por la puerta del cementerio de Rock Creek y me acuerdo de 'Cementerio de Animales' y los Ramones cantando como si nada sobre ese cuento de tu perro muerto que vuelve a la vida para vengarse.

"Vi a unos punks medio crust en Dupont" me cuenta mi amigo, y el detalle contrasta con lo que yo vi: Una chica con un perrito pomerania, cola en Starbucks y hipsters bien.

Pero los punks crusteros, como los Stones y los parches con alfileres de gancho duran mucho tiempo y cuando llegamos a Paperhouse estaban en el porche comiendo arroz y fumando. Para mi regocijo uno de ellos tenia una cresta grasienta tipo Misfits. Nos da a cada uno un parche rojo mal impreso que reza: 2012 NOBODY FOR PRESIDENT.

Un chico lindo -comparado a los otros roñosos-, de esos a los que seguramente su mama se encargo de mandar a una buena escuela y leerle cuando era niño nos cuenta que Greg toco un poco con "algo que parece una computadora 8 bits, y una especie de moog con una antena". El panorama suena interesante y aunque digo que la computadora seguramente sea un Kaoscillator nadie me escucha porque hablo en voz baja o porque todavía no tengo barba y bigote.

Después de fallar en llegar a tiempo a la licorería, entramos. Extrañamente, la casa esta limpia y ordenada e incluso decorada , sin llegar a ser arty o apelar a referencias snob hermosas como fuentes con niebla y luces de colores.

Cinema Cinema es una banda de Brooklyn liderada por un pelado musculoso que grita y un baterista que podría ser su hermano menor. Creo que disfrutan de lo que hacen y aunque los gritos me distraen muevo la cabeza en señal de asentimiento.

El cantante lleva una remera de Frank Zappa. Mis amigos consiguieron una bolsa de papas fritas con sal y vinagre y hablamos de los distintos tipos de papas fritas mientras ellos toman birra y yo Coca-Cola de una botellita de 600. Dejo la Coca Cola y saco la cámara de fotos de mi bolso.

¿Como habrá sido ver a Zappa en vivo? ¿Por que los bateristas tocan con la boca abierta? ¿Es difícil ser pelado?

Cinema Cinema termina su set, agradecen y un pibe pasa con un platito de madera a juntar plata para cubrir algunos gastos del show. Pagamos con gusto.

Greg Ginn esta parado ahí, en medio del living con piso de parquet, vestido con blue jeans, zapatillitas de Snoopy y una remera lisa celeste. Conecta su guitarra y durante los siguientes 45 minutos toca sobre bases electrónicas melodías que van desde el drone a subgéneros que probablemente puedan sonar en la banda de sonido de un tren fantasma en Coney Island o un mantra moderno para el fin de la civilización.

Detrás, una pantalla proyecta rituales en algún país de Asia y monos bailando, monos tomando un baño termal en alguna parte del Himalaya, monos mirando a la cámara de una manera curiosamente humana disolviéndose en mandalas y oscilaciones flúor.

Como todo lo que no es tu banda favorita, tu DJ preferido o la droga del mes, hubiese sido perfecto si hubiese terminado 10 minutos antes. Pero Greg Ginn es responsable directo de canciones geniales como Six Pack, TV Party y Nervous Breakdown y merece nuestro respeto. Aplaudimos y no nos movemos del piso hasta el final.

Alguien entra con la remera de Everything Went Black y me acuerdo del parche que regale con el dibujo de tijeras, comprado en el hoy difunto Duck-O-Homo. El recital termina y la gente junta la cerveza que queda para ir al próximo bar o llegar a tiempo a otro evento en U Street. Vuelvo a casa y preparo la cena.






"Los colores de su cámara evocan a The Cure y los míos a Marilyn Manson"

Playlist
Por Nenet

Download

Pobre, Feo & Elegante III

¡Ya esta abierta la tercera convocatoria de Pobre, Feo y Elegante!

¡Si! El tema del tercer numero de nuestro amado fanzine es

ATRACTIVO & DESAGRADABLE


Desde la Política. El Deseo. Lo Inexplorado. El Amor. Aquello que nos repugna y a la vez nos atrae. Aquello que nos atrae y a la vez nos desagrada. El horror cotidiano, la casa de los padres, la casa de los abuelos, la amistad, el primer whisky, las manualidades, los almanaques, los primeros auxilios, el cementerio, el surf, la burguesía, los nuevos ricos, la falsa modestia, la física cuántica, la palabra carne, la pintura de Caravaggio y la de Goya, el cybersexo, el amor.


las porcelanas

las uvas de cera

los elefantes de ceramica

el mueble macizo de madera impecable

el polvo

la mancha en el espejo

Miami

Disney

el heavy metal

el adolescente critico

el adolescente retórico

todo lo que se hace en Paraguay

la venta de garage

lady gaga

el ataud

la catalepsia

una dentadura impecable

la venta de garaje


Es importante que pensemos en las cosas que nos gustan justamente porque no nos gustan. ¿Cuando empieza el erotismo si no es un poco en el asco? ¿Donde empiezan el asco y el atractivo?

Jugando con ese limite les pedimos que produzcan textos de arte, poesía y escritura, críticos rápidos, cortos, valientes, encantadores, atractivos y desagradables.


Atractivo y desagradable vive en vos.
Atractivo y desagradable te espera en la cama con una rosa en la boca.


Deadline para esta convocatoria: 30 de Julio de 2012

Envíos: nenetentamarindo@gmail.com, livsch@gmail.com

Soñe que #2

Soñé que MH ensayaba en un edificio en construcción en Berlin. La construcción era el esqueleto del edificio -las vigas que marcaban los pisos de cemento- y en uno de los pisos estaban ustedes, con los instrumentos conectados quien sabe donde (quizá la electricidad la producía mi cerebro).
Dejábamos el edificio y entrábamos a una habitación doble, un departamento tumba de donde vos -Carmen- desenterrabas una momia pequeña que pintabas de gris y rojo. Llevabas la momia hasta la bandeja de una fotocopiadora de oficina e imprimías una copia para tu nueva obra. Terminaba el sueño.


Soñé que veía a D y ella me decía que "estaba muy linda".
Yo estaba vestida de negro. Quería devolverte el cumplido, porque no me acuerdo que mas pasaba en el sueño, pero me hizo extrañarlos.


Soñé que estaba con Luca Prodan en el tren. Yo sacaba unos billetes de mi bolsillo, contaba 17 pesos y decía: "Hoy comemos sopa".
Argentina

Misteriosa Buenos Aires (Manuel Mujica Lainez)
Otras Inquisiciones
Le regret d' Heraclite (Jorge Luis Borges)
Don Segundo Sombra (Ricardo Güiraldes)
Hospital Britanico (Hector Viel Temperley)
La Internacional Argentina (Copi)


USA

I'm so bored with the USA (The Clash)
The Nick Adams Stories (Ernest Hemingway)
The Collected Poems (William Carlos Williams)
John Wesley Harding (Bob Dylan)
Last Exit To Brooklyn (Hubert Selby, Jr)


Hay una chica en una fiesta. Una fiesta en una casa en Arlington con una barra nutrida de bebidas caras, gajos de naranja y limón y Canada Dry para los abstemios.

Al entrar veo en el piso alfombrado dos gatos. Uno es gordo y enorme y esta recostado sobre su estomago, mirándonos con ojos de felina superioridad e infinita sabiduría. El otro es negro con patas blancas y mofletes. Me siento mas cómoda acariciando al gato gordo que presentándome a las personas de la fiesta, aunque las galletitas de chocolate, los quesos y los platitos de hummus me llamen recordándome que no cene.

El homenajeado viste bermudas beige con estampado escocés, una remera celeste y zapatillas deportivas. Determino que nada de el me interesa y no le dirijo la palabra en toda la noche.

Pero la chica es diferente. Tiene una blusa con caballos, una sonrisa hermosa y piernas largas que corona con botas marrones de cowboy. La odio instantáneamente, claro, porque es asiática y la vez americana y puedo ver que se llevo lo mejor de cada raza: La delgadez y el pelo lacio y oscuro y el desparpajo preppy, casual y chic como una publicidad de American Apparel. Ni siquiera recuerdo su nombre, porque es impronunciable y mágico como un unicornio de melena en tonos neón.

En voz alta anuncia que quiere emborracharse. Las chicas se ríen como diciendo "Ella es así -y nos encantaría poder imitarla-". Yo pienso que su gesto es superficial y detestable.

Hablo con Brady, que tiene un Master In Fine Arts en Creative Writing, con Sarah, que tiene un MFA en Creative Writing, y con Leslie, que tiene un MFA en Creative Writing y va a mudarse a Carolina del Norte en una semana. Yo quisiera tener un MFA en Creative Writing, pero mientras los escucho hablar no siento mas que una catarata de Blah Blah Blahs inapetentes y me pregunto si es sensato invertir miles de dolares en una educación universitaria.

El gato obeso sigue en la alfombra, una isla en si mismo con una expectativa de vida reducida debido a su rotundo sobrepeso. La verdad es que vine a esta fiesta para ver a un chico. No se nada de el pero es rubio, se viste de negro y trabaja en la cafetería. Tiene una voz con un timbre bajo muy agradable, las manos manchadas de café por el trabajo en la barra y un jean con un tajo que me hizo pensar en la gente en los 70's convulsionándose al ver la primera minifalda. Flasheo que se sienta en su cuarto a escuchar música sin hacer nada y la combinación me parece genuina y deliciosa.

Pero el nunca llega y al acercarme a la barra ella viene a servirse otro vaso de cerveza. "Estas haciendo un buen trabajo para lograr estar ebria" comento, y al verla sonreír y escucharla responder pienso, como susurrando desde mi garganta "te odio, te odio".

Los invitados se congregan alrededor de la mesada de la cocina y nombran uno por uno los quesos en la tabla: Manchego, Chevrottin, un hermano mas tierno y aromático del clásico parmesano, Brie. Comen de un pan anaranjado con forma de coral y yo aprovecho para escabullirme y recorrer la planta baja desierta. Un piano de cola, vasijas de obsidiana y fotos de personas a caballo enmarcadas en plateado.

Son las diez y mi serie empezó hace media hora. Me despido, afuera llueve sobre las cercas blancas y los aros de basquet. Mis zapatillas agujereadas hacen squeek squeek contra el pavimento mojado. Llego a Lee Highway contenta. Pronto voy a estar en casa. No espero a que cambie el semáforo; cruzo los dos tramos de la calle saltando las lineas blancas de la senda peatonal.



Quiero saber
que piensa
la gente
Afuera de sus
teléfonos
iPads

Autos lavadoras
de platos
Tarjetas de
crédito
trabajos Full Time
titulo universi
tario
Tener y no
Tener y
que pasa cuando
se te caen
los dientes?
-Simbólicamente-
Te doy 1/3 de
mi alma en un pedazo
de papel para
que la tengas
con vos siempre.
formas de distraerse de la juventud

Como Me Senti Cuando Me Abrazabas Cuando Estaba En El Cielo

Pobre, Feo & Elegante II

El Segundo Número de

Pobre, Feo & Elegante

Poesía Ayudadora

Fue presentado en Popularity
el 26 de Mayo de 2012

Se conseguirá próximamente en
PAN Libros
Echeverría 2576, Local 16, Buenos Aires

It Was Romance

I walked down the hall and saw that Theresa was sitting on the floor next to a chair. This is always a bad sign. It's a slippery slope, and it's best to just sit in chairs, to eat when hungry, to sleep and rise and work. But we all have been there. Chairs are for people, and you're not sure if you are one.

Miranda July, No One Belongs Here More Than You
Soñé

que estaba en una galería
interminable de dolor
y action-painting que
acomodaban los huesos de mi
cadáver
en la pista

Estoy en el cielo en la
tierra con todo lo
que pueda imaginar
Parada en las plataformas
mas altas y suaves,

Una vez me acomodé
y fui un perro
en tus brazos vestida
de flor

Éxtasis Amor infinito Humildad & Pena

Vistan mi cuerpo
viejo de dorado lame
incendien el río
con flechas

No mas sueños de
caballos
No mas uñas ni
besos ni llanto

Y cuando sea tarde
pensá en mí

En el estante más alto

Abril 08 de 2012

Vemos "Lone Wolfe and Cub" en vez de ir al cine de E Street, afuera llueve demasiado como para caminar  a la estación de subte.
La película trata sobre un samurai encargado de las ejecuciones dentro del shogunato. Su esposa es asesinada y el elije el camino del ronin; el outcast vagabundo, el asesino sin principios. Me gusta el sentido de la justicia japones; el honor, el sepukku, los vestidos ceremoniales y la estética que contrapone la luz y oscuridad, la ligereza del budismo y las puertas de papel. 
Afuera llueve demasiado como para tener el corazón entero y evitar escribir. 
Me acuerdo de las épocas de desvelo y cigarrillos y la necesidad de (...) para evadir la realidad de Lo Absoluto, del propósito superior, del desamor bajo mis pies. Me derrito ahora pensando e imagino una cortina de bambú con un dibujo de dragón.
No me importa si todo el
planeta te reclama
Si todo un continente

intenta seducirte con
sus promesas flexibles de
aceptación y trabajo
y diversidad;
Si no te agreden gratuitamente

por tu corte de pelo
y tu nariz y la incapacidad
de tener barba y bigote
Voy a envejecer mas pronto
de lo que creo
Y el terror de haber crecido
en el conurbano, en
un barrio
minusválido e invisible
entre mercerías y las vías
del ferrocarril
Entre joysticks de Nintendo
y cartuchos de Sega
y alfajores de dulce de leche
Cerca de torres
de cumbia y charcos de porro
paraguayo y zapatillas
Fila con suelas gigantes y minas
con jogging que mueven el culo
escuchando a los Rolling Stones
El amor mueve

mi mundo todos los días
Y no pretendo
que lo entiendas
Ahora que duermo acompañada
sin cobertura medica

Minerva


Road to Nowhere

Querido x,

Hoy me desperté de un sueño (*) en el que tenia que rendir francés en el colegio secundario.

No tenia francés en el secundario (lamentablemente), pero suelo soñar que me falta un examen para graduarme, como si hubiese hecho trampa de alguna manera en 2003 y el subconsciente me obligase a volver. Mi interpretación es que mi mente tiene alguna deuda con el sistema educativo, lease "empezar y terminar la universidad".

También me peinaba antes de ir a la escuela y tenia unos rulos muy renacentistas, de dos colores, que probablemente mi cerebro agrego por diversión.

Ahora descubrí como hacer que el spelling check vuelva al castellano, y puedo agregar acentos, lo cual me emociona enormemente -y el café esta listo-.

Cuando salí de la cama confundida -estuve en cama los últimos dos días, fiebre, aunque no tan terrible como la que presenciaste en 2011- quise escuchar una cancion de David Byrne, "Strange Overtones" o "This must be the place" y encontré este video que habrá hecho algún aficionado arquitecto de la canción "Home"

http://www.youtube.com/watch?feature=fvwp&NR=1&v=06jFQMxPtxw

Si, son fotos de casas. Me encanta la sección literal de You Tube. Eso y los videos de cumbia.

Me gusta la idea del "-", mientras estaba en la cocina -que esta a un paso de todo el resto del departamento, porque vivo en un loft, comunmente denominado aquí "efficiency" pense en Mortal Kombat. Fue un éxito. Haría una versión new age del MK, y no me refiero a incienso ni meditación sino a un juego de pelea que se pueda jugar de a dos si se quiere, pero con gráficos ultra mejorados, una banda de sonido increíble y los viejos trucos de atrás+atrás+piña alta+B.

No se que tenes el mente, Steve, pero esa es mi idea. El Deviantart de tu amigo es uno de esos de esas personas afortunadas que nacen sabiendo dibujar. Sabes que nunca me gusto Deviantart? No se porque, si es el diseño o que no le di una oportunidad después de verlo la primera vez hace años. Me gusta el "...", es como una acuarela moderna.

Enviale mis respetos a tu amigo,seguro que su ego de artista me lo va a agradecer. Ademas, los cumplidos sinceros nunca pasan de moda.

Me da pena lo de sueco, por que no volvés? Supongo que debe ser un problema de índole económica? De tiempo? Siempre hay tiempo. Ese idioma te queda bien, y te convertirías en la tercera persona que conozco que pudiera hablar sueco. Necesito amigos plurilingues para ocultar mi propia ignorancia. Jajaja.

En mi día de fiebre, que empezó el lunes o martes a la noche cuando me invadió la letra de una canción acerca de personas que usan sombrero o bastón y después bailan con cangrejos -que pensé en escribir pero no pude porque no podía pararme porque claramente estaba delirando- encontré un libro de Luke de un autor llamado David Eggers. El libro se llama "A Heartbreaking Work of Staggering Genious".

Es puramente autobiográfico y me hizo pensar si debería yo escribir una novela. Que difícil parece escribir una novela, especialmente si no te paso algo especial y dramático como a Eggers, al que se le murieron los padres de cáncer con apenas algunos días de diferencia y se dedico entonces a criar a su hermano de 7 años en San Francisco junto a su hermana mayor. Hm. Lo estoy pensando.

La magia de escribir es hacerlo y después decidir si vale la pena publicarlo o no, o guardarlo para que alguien lo encuentre en la posteridad, lo publique, gane dinero mientras yo sonrío desde el cielo jugando al ping-pong con Aleister Crowley.

Los párrafos de tu e-mail son mas ordenados que los míos. Debes estar influenciado por la Facultad de Arquitectura y Diseño, o yo no se usar todos los features de G Mail.

Acerca de la señorita, algo es algo, y la del novio judío ya claudicara, quizás podes hacer un serruche de piso sutil, descubrir sus debilidades y eliminarlo (patada alta+atrás+arriba+A). Se que el sentido del humor es algo difícil de encontrar.

God knows que es importante tenerlo, sobretodo en este planeta.


Que pasa con x? No resumieron su amistad? El tema me preocupa. Creo que una conversación frente a frente debería resolver las cosas.
Pobre x (pobre vos).

Hoy es el dia de Talking Heads, ayer fue el de Pet Shop Boys. Estados Unidos me esta tratando bien. Estoy haciendo mis tramites de inmigración post-matrimonio, esperando el momento en el que pueda trabajar y recibir paquetes de Amazon en mi puerta.

Escribí mucho.


(*) Como veras en mis e-mails y en mi blog me gusta hablar de mis sueños, supongo que por ser un mundo ficcional propio e inmediato.
America me recibe
Con los brazos
abiertos

Con carteles de neón
incomprensibles

Y camas de
sábanas blancas

7 Eleven Espresso Frambuesas a
4 dólares buzones de correo

Los niños que deje atrás Mi juventud
en cajas de zapatos

Lunes 26 de Marzo de 2012

Leo Washington Blade en una cafetería de Clarendon Blvd cuyo nombre todos conocemos.

Quise ser valiente y esta mañana cuando salí a Rosslyn no lleve campera, en un intento por acostumbrarme al clima. Me morí de frío y vi que todas las personas en la calle y en el subte llevaban abrigo.

En la oficina de Seguridad Social leí algunas páginas de "Geek Love" mientras esperaba a que llamen mi número. Un grupo de latinos discutía en voz alta y la mujer que estaba con ellos taconeaba, moviendo su cabeza cubierta por un turbante negro y un par de aros colgantes.

Todos eramos inmigrantes, con caras serias y hasta hostiles por encontrarnos en un país visiblemente blanco en el que todo -todo- es diferente y no nos remite a casa.

Entiendo ahora como la palabra alien, utilizada en los formularios y trámites inmigratorios, es la que mejor describe a un extranjero viviendo en USA. Estar aquí me hace sentir como un alien; un ente extraño que aterrizó aquí por error. Los avisos se convierten en jeroglíficos incomprensibles, las calles en subida en las que los números se esconden, las góndolas repletas de productos desconocidos y la estación de subte es una cueva silenciosa y gigante.

Y aunque vea tantos latinos, asiáticos e hindúes como blancos y afroamericanos tengo la sensación de que piensan en algo más, una pequeña perla de melancolía por algún ritual perdido.

El mío es la imágen de mis amigos tomando birra y el futbol de los miercoles a la noche.

Pobre, Feo y Elegante II

Estamos lanzando la segunda convocatoria de Pobre, Feo y Elegante.

Los que ya participaron de él, o lo tienen saben que Pobre, Feo y Elegante es un fanzine de arte, escritura de arte y escritura que se esfuerza en mantenerse en el límite de sus propios recursos tanto emocionales como críticos. Somos pobres, copiones, feos, pero tenemos la elegancia y la valentía de decirlo.

Este segundo numero tiene un subtitulado especial: Por ridículo que parezca, este número corre bajo el nombre de « Poesía Ayudadora », a ustedes de hacer una interpretación de la misma.

La idea es que como en el número anterior reunamos textos de ficción, de poesía, arte y crítica de arte que nos puedan ayudar, desde la verdad, o desde la ironía, a entender la poesía ayudadora. Si, pensemos en la sección de auto-ayuda de la librería, aquella a la que no vamos nunca, o en todas esa películas que nos ayudaron a construir una mejor versión de nosotros mismos, pensemos en Rocky y en Million Dolar Baby, en Tony Montana regalandole el fajo de billetes a su pobre madre cubana y construyamos un poema, un motivo de ficción, o lo que sea que podamos, para entender donde esta la ayuda y la hospitalidad en el arte.

Ademas esta edición vendrá con una sorpresa especial, oculta en cada uno de los ejemplares, y original, una mano en el hombro especialmente dedicada a cada uno.

Para guiarlos repetimos las palabras fundadoras de Pobre, Feo y Elegante:

Pobre Feo y Elegante es un fanzine:

Honesto

Poético

Mendigo

Artístico

Pretencioso

Modestamente falso

Falsamente modesto

Pero,

Moderno

Exuberante

Geométrico

Asimétrico

Analógico

y Desesperado

Pueden mandar sus textos a nenetentamarindo@gmail.com y a livsch@gmail.com
Deadline: 10 de Abril

6 de Marzo de 2012

Mi última noche en Buenos Aires
se siente como El Último Hotel
Aunque sin la visión de cabras
desangradas -afortunadamente-

En la habitación de techo en declive
y paredes celestes en la que pasé
toda mi adolescencia

El primer y el último novio
La época de los stickers y el
graffiti y las medias de red
Los poemas impresos en
carpetas de colores

Las serpientes comestibles de
Ernst Junger y las fotos
que perdí

Resumir es una nueva
forma de poesía

Olvidar también lo es
La Libertad es la mayor
de ellas

Y el Amor es La Ley

Sábado 3 de Marzo, 21:00 hs

■■■■■■■■■■■■■■■■■■■

Envidia
Nenet

En Vivo

En Roxabordo
Soler 3261 (Palermo)

▓ ▓ ▓ ▓ ▓ ▓ ▓ ▓ ▓ ▓

Selección Musical
Matías Kee

■ ■ ■ ■ ■ ■ ■ ■ ■ ■ ■ ■

Presentación del Fanzine "Pobre, Feo y Elegante" II

¿Cuántas horas tristes serán?

Canta Carmen Burguess desde mi iPod mientras espero el tren de las 12 menos diez.

Confieso con un poco de vergüenza que tardé un poco más tiempo del necesario en escuchar el disco de Mueran Humanos, y mucho menos para que se convirtiera en uno de mis preferidos –señal inequívoca de que aún puedo confiar en mi criterio-.

Por suerte para mí, esta vez no son horas tristes las que suceden en el ineludible viaje en tren.

Quiero escribir acerca de la presentación de mi primera revista pero mi mente se obstina en reseñar el disco de Mueran Humanos, en pensar en el mundo de compás analógico de Tomas Nochteff y Carmen Burguess como si después se su breve paso por Buenos Aires este verano se hubiesen llevado con ellos mi apéndice y dejado en su lugar una carta bomba.

Pero si en los sueños de Mueran Humanos llueve sangre, reina el caos y las visiones traen niñas, víboras y mares vertebrados, los míos suceden en un paseo de estatuas o un reino en el que me coronan con rosas y suficiente dinero como para refugiarme en el cine cuantas veces quiera.

Dicho esto, resumo ahora la crónica de mi revista.

Conocí a Liv Schulman en una fiesta en Diciembre de 2011. Yo miraba chicos y chicas sentada al borde de una maceta, pensando estúpidamente en la música y en miz zapatos. Liv paseaba por la casa con su melena pelirroja y su vestido azul. Hablamos de libros y autores y recordé cuando era yo un hombre bueno (una visión de una deidad hindú hermafrodita) interesado en ser una escritora brillante en un mundo de posibilidades ilimitadas.

Sin demoras, continuamos nuestra correspondencia el día después.

Liv participó de un fanzine inglés titulado Young, Fresh and Relevant y yo sugerí que debía ser Pobre, Feo y Elegante su equivalente sudamericano. Anotamos detalles en mi cuaderno y convocamos a amigos artistas y escritores a que envíen sus textos.

La réplica fue mayor y mucho más variada de lo que esperábamos; más de 60 páginas de poesía, ensayos y prosa. Elegimos, editamos y diseñamos el contenido del fanzine entre fines de Enero y Febrero. Se terminó de imprimir el 15 de Febrero de 2012.

El día de la presentación cargué mi bolso y el estuche de guitarra y llegué temprano a Isla Flotante. Como en todos los eventos que organizo yo misma (*), el autoboicot se hizo presente y me impidió revisar mejor la lista de cosas que hacer y vestirme como hubiese querido.

En parte a ello y a un malentendido verbal, herí a mi amiga Camila del Guercio en el camino, por lo que incluyo aquí mis disculpas públicas, en mi nombre y en el de P, F & E.

Pese a eso, y aunque la banda que iba a tocar y traer el sonido no llegaría, la asistencia, las lecturas y la venta de ejemplares superó nuestras expectativas. Contentas, reunimos a los presentes y fuimos a cenar (pizza).

El fanzine se consigue en:

PAN Libros (
Echeverría 2576, Local 16)

Y próximamente en:

Purr Libros (Av. Santa Fe 2729, local 32)
La Libre (Bolivar 646, San Telmo)

O por mail a nenetentamarindo@gmail.com



(*) La realización del evento hubiese sido imposible sin el team up con Liv.
Mis skills organizativas no son tan buenas como las de ella.


(**) La Redacción de este Blog aprovecha la Semana de las Disculpas Públicas para mencionar cuanto se arrepiente de haber olvidado invitar a Daniela Zahra a la presentación de su revista

5 Discos de 2011 (En 2012)

Kaputt (Destroyer)
Father, Son, Holy Ghost (Girls)
Feel It Break (Austra)
Excavaciones (Mujercitas Terror)
Mueran Humanos (Mueran Humanos)

Bonus

Too Young to Be In Love (Hunx And His Punx)

2004-2012: Una Crónica Breve

Una remera amarilla. Un viaje en tren. Un departamento en Belgrano. Un piano alemán. Un disco de Nick Drake. Who loves the sun? Un recital entre dinosaurios. Fijador en el pelo. Un parche pintado hecho a mano. Las luces del techo de un taxi. Una casa en San Telmo. Una mujer rubia. La cocina de una fiesta en Caballito. El último piso de la calle El Maestro. Un bombón de chocolate. Un disco de The Rolling Stones. Una película de Woody Allen en el cine Lorca. Un partido de fútbol. Un recital de Travesti en el IMPA. Pizza en Uggi’s. Correos. Cine francés. Suicide. Mujercitas Terror en un sexto piso. Sylvia Plath, Jack Kerouac, Allen Ginsberg. Un bosque en La Plata. El Jardín Botánico. Ciudad Universitaria. Callejear. Un viaje accidentado a Wilde. Syd Barrett, Coleridge, Yeats, William Burroughs. Una fiesta en Adrogué. Compras excéntricas en la Quinta Avenida. Una remera de Buzzcocks. The Damned. Ud. Plaza Congreso. Kevin Ayers. Un recital en Remember. Un chico de pelo largo. The Kinks. On The Road, otra vez, para siempre. Un viaje a Tucumán. Un libro de Artaud. Bajar a fumar en medio de la noche. El 168 desde San Isidro. Una llamada felíz, un helado en cucurucho. Un recital en Lomas de Zamora. Un bar en San Telmo con un pequeño altar. Plaza Constitución a las tres de la mañana. El viaje en el colectivo 53 desde la Ciudad hasta Hurlingham. La Facultad de Filosofía y Letras. El Estructuralismo Ruso. No recordar nada acerca del Estructuralismo Ruso. El café del subsuelo, The Libertines, mi cámara Nikon. Une femme est une femme. Una casa con una ventana imposible. El cine Cosmos. The Twilight Zone, Leonard Cohen, Roy Orbison en “Crying”. Un recital en el café Muy Paris. Copias de fanzines. Avenida Corrientes, muerta e interminable. El café El Gato Negro. La Giralda. Tu apellido de convicto. Mi remera de The New York Dolls. Public Image LTD. Una planta baja en Belgrano. Un viaje en el 152 hasta Olivos. Blues Special. Un bar en Guemes y Godoy Cruz. Un edificio en la calle Nicaragua. El ferrocarril San Martín. Polleras altas. The Fall. Las publicidades de los años 50’. Sedmikrasky. La Muerte Joven. The Void. Un departamento en la calle Moreno. Una biblioteca en Malabia. Black Flag, Blank Generation. Un recital en una casa en Avenida San Juan. Mujercitas Terror en Planet Music. Regalos. Un vestido negro. Kraut Rock. Un bar rollinga en Scalabrini Ortiz. Cartas. El colectivo número 182. Una película en 3D. Las calles de Recoleta en invierno. La plaza de la calle Schiaffino. Divididos por la felicidad. Un trabajo en San Antonio de Padua. Las ferias en Pompeya. Un recital en el Marquee. Huir de una terraza en el Abasto. The Catcher In The Rye. El tren Mitre. La estación Acasusso. Una cárcel, una llamada telefónica. La poesía completa de Alejandra Pizarnik. La nieve en Buenos Aires. La nieve en un bosque de Córdoba. Dios. La confitería “Las Violetas”. Un monoambiente en la calle Gascón. Bob Dylan. Tus pantalones de marca, tu colección de camisas. Dormir de día. Dejar de escribir. Salir a correr. Las cartas del Tarot. Una habitación en una torre. Un micro hacia el aeropuerto. Un disco de The Rolling Stones. Un pueblo en Córdoba. El dolor. Un escritorio en la calle Alem. Un lugar imaginario en el sur de Estados Unidos. Historietas. Una biografía. El Barrio Inglés en Hurlingham. El andén abandonado en la estación Ruben Darío. Un libro de Matisse. Ensayar en Malabia, beber en Bangalore. Second Coming. La ausencia de fantasmas. Un anillo de diamantes. Un pasaje de avión.

Presentación del Fanzine "Pobre, Feo y Elegante"




Vernissage del Fanzine
"Pobre, Feo y Elegante"

Domingo 19 de Febrero de 2012
19:30 hs.

En "Isla Flotante"

Participan de esta publicación:

Claudio Iglesias
Andrés Passinovich
Lola Granillo
Cecilia Pavón
José Loschi
Sofía Medici
Goyo
Camila Del Guercio
Maru Rojas
Ivo Aichemnbaum
Ana Khatchikian
Joaquín Aras
Ariela Bergman
Adriana Minoliti
Liv Schulman
Nenet

Editado por Nenet y Liv Schulman
 

Copyright 2010. All rights reserved.

RSS Feed. This blog uses Modern Clix